Versículos bíblicos alentadores y escrituras inspiradoras

Encouraging Bible Verses

¿Estás perdiendo la esperanza y tienes ganas de rendirte? ¡No lo hagas! Porque en este artículo he seleccionado los mejores versículos bíblicos alentadores y escrituras inspiradoras para animar su mente, cuerpo y alma.



A veces te sientes agotado y te rindes fácilmente. No es tan fácil mantenerse motivado todos los días.



tocino mujer pionera en el horno

Pero debe recordar que lo que importa son los pequeños pasos que da todos los días para lograr sus objetivos.

Todo depende de usted.



Tu rutina diaria allanará el camino hacia tu éxito.

Dios te brinda sus bendiciones todas las mañanas para que comiences tu día de nuevo e improvises cada vez más con cada día que pasa.

Versículos bíblicos alentadores y escrituras inspiradoras

Versículos bíblicos alentadores

Estos son algunos de los mejores versículos bíblicos alentadores e inspiradores que te motivarían a buscar más en tu vida diaria.



¡Empecemos!

Josué 1: 7

Solo sé fuerte y muy valiente, cuidándote de hacer conforme a toda la ley que mi siervo Moisés te mandó. No te desvíes de ella ni a la derecha ni a la izquierda, para que tengas éxito dondequiera que vayas.

Josué 1: 9

¿No te lo he ordenado? Se fuerte y valiente. No tengas miedo. No desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo dondequiera que vayas.

Lamentaciones 3: 22-23

Es por la bondad amorosa de los SEÑORES que no somos consumidos, porque su compasión no falla. Son nuevos cada mañana; grande es tu fidelidad.

Lucas 12: 25-26

¿Quién de ustedes, al preocuparse, puede agregar una hora a su vida [a]? 26 Ya que no puedes hacer esta pequeña cosa, ¿por qué te preocupas por el resto?

Lucas 12:32

No temas, manada pequeña, porque a tu Padre le agradó darte el reino.

Proverbios 3: 5-6

Confía en Yahvé con todo tu corazón y no te apoyes en tu propio entendimiento. Reconócelo en todos tus caminos, y él enderezará tus sendas.

Salmo 16: 8

He puesto al SEÑOR siempre delante de mí; porque está a mi diestra, no resbalaré.

Salmo 18: 1-2

Te amo, oh SEÑOR, fuerza mía. El SEÑOR es mi roca, mi fortaleza y mi libertador; mi Dios, mi roca, en quien me refugio; mi escudo, y el cuerno de mi salvación, mi torre alta.

Salmo 23: 5-6

Preparas una mesa ante mí en presencia de mis enemigos. Unges mi cabeza con aceite; mi copa se desborda. Ciertamente tu bondad y amor me seguirán todos los días de mi vida, y en la casa del SEÑOR moraré por siempre.

Salmo 27: 4

Una cosa pido al SEÑOR, sólo esto busco: que pueda habitar en la casa del SEÑOR todos los días de mi vida, para contemplar la hermosura del SEÑOR y buscarle en su templo.

Salmo 27: 1-3

El SEÑOR es mi luz y mi salvación, ¿a quién temeré? El SEÑOR es la fortaleza de mi vida; ¿de quién tendré miedo? Cuando los impíos avancen contra mí para devorarme, serán mis enemigos y mis enemigos los que tropezarán y caerán. Aunque un ejército me asedia, mi corazón no temerá; aunque estalle la guerra contra mí, aun así estaré confiado.

Salmo 28: 6-7

Alabado sea el SEÑOR porque ha escuchado mi clamor por misericordia. El SEÑOR es mi fuerza y ​​mi escudo; en él confía mi corazón y él me ayuda. Mi corazón salta de gozo y con mi cántico lo alabo.

Salmo 31:24

Esfuérzate y se animará tu corazón, todos los que esperan en Yavé.

Salmo 37: 23-24

El SEÑOR reafirma los pasos del que en él se agrada; aunque tropiece, no caerá, porque el SEÑOR lo sostiene con su mano.

Salmo 37:39

Pero la salvación de los justos es de Jehová. Él es su baluarte en tiempos de angustia.

Lee mas: Versículos bíblicos agraciados de la predestinación

Salmo 46: 1-3

Dios es nuestro refugio y fortaleza, una ayuda muy presente en los problemas. Por tanto, no temeremos, aunque la tierra cambie, aunque los montes sean sacudidos en el corazón de los mares; aunque bramen y se turben sus aguas, aunque tiemblen los montes con su hinchazón. Selah.

Salmo 54: 1

Sálvame, oh Dios, por tu nombre, y hazme justicia con tu fuerza.

Salmo 62: 6

El solo es mi Roca y mi salvación; él es mi torre alta; No me conmoveré mucho.

Salmo 62: 5-8

Sí, alma mía, encuentra descanso en Dios; mi esperanza viene de él. Verdaderamente él es mi roca y mi salvación; él es mi fortaleza, no seré conmovido. Mi salvación y mi honra dependen de Dios; él es mi roca fuerte, mi refugio. Confíen en él en todo momento, pueblos; derramen su corazón en él, porque Dios es nuestro refugio.

Salmo 71:16

Iré con la fuerza del Señor DIOS; Haré mención de tu justicia, solo de la tuya.

Salmo 73:26

Mi carne y mi corazón desfallecen; pero Dios es la fuerza de mi corazón y mi porción para siempre.

Salmo 112: 1, 7-8

¡Alabado sea el Señor! Felices los que temen al Señor. No temen las malas noticias; sus corazones están firmes, seguros en el Señor. Sus corazones son firmes, no tendrán miedo.

Salmo 118: 14-16

El Señor es mi fuerza y ​​mi cántico; se ha convertido en mi salvación. Sonido de gozo y salvación en las tiendas de los rectos; la diestra del Señor hace obras poderosas. La diestra del Señor está levantada; la diestra del Señor hace obras poderosas.

Salmo 119: 114-115

Tú eres mi lugar secreto y mi coraza contra el peligro; mi esperanza está en tu palabra. Apártense de mí, malhechores; para que guarde las enseñanzas de mi Dios.

Salmo 138: 3

Cuando mi clamor llegó a tus oídos, me diste una respuesta y me hiciste grande con fuerza en mi alma.

Hebreos 10: 24-25

Y consideremos cómo podemos estimularnos unos a otros hacia el amor y las buenas obras, sin dejar de reunirnos, como algunos tienen la costumbre de hacer, sino animarnos unos a otros, y mucho más a medida que ve que se acerca el Día.

Hebreos 11: 1

Ahora la fe es confianza en lo que esperamos y seguridad en lo que no vemos.

hebreo Y ws 12: 1-2

Por lo tanto, como estamos rodeados de una nube de testigos tan grande, desechemos todo lo que obstaculiza y el pecado que tan fácilmente enreda. Y corramos con perseverancia la carrera que se nos ha marcado, con la mirada puesta en Jesús, pionero y consumador de la fe. Por el gozo puesto delante de él, soportó la cruz, despreciando su vergüenza, y se sentó a la diestra del trono de Dios.

Hebreos 6:19

Tenemos esta esperanza como ancla para el alma, firme y segura.

Isaías 12: 2

Dios es mi salvación; Tendré fe en el Señor, sin temor; porque el Señor es mi fuerza y ​​mi cántico; y él se ha convertido en mi salvación.

Isaías 40:31

Pero los que esperan al Señor tendrán nuevas fuerzas; Tendrán alas como las de las águilas: corriendo, no se cansarán, y caminando, no se cansarán.

Isaías 41:10

No temas, porque yo estoy contigo; no mires en la angustia, porque yo soy tu Dios; Te daré fuerza, sí, seré tu ayudante; sí, mi verdadera mano derecha será tu apoyo.

Isaías 43: 1-3

No temas, porque yo te he redimido; Te he llamado por tu nombre, eres mío. Cuando pases por las aguas, estaré contigo; ya través de los ríos, no te abrumarán; cuando pases por el fuego, no te quemarás, y la llama no te consumirá. Porque yo soy el Señor tu Dios, el Santo de Israel, tu Salvador.

Isaías 43: 2

Cuando pases por las aguas, yo estaré contigo; y por los ríos, no pasarán sobre ti: cuando pases por el fuego, no te quemarás; y la llama no tendrá poder sobre ti.

San Mateo 11:28

Venid a mí todos los que estáis angustiados y agobiados por las preocupaciones, y yo os haré descansar.

San Marcos 10:27

Jesús, mirándolos, dijo: Para los hombres es imposible, pero no para Dios; porque todas las cosas son posibles para Dios.

2 Corinthians 1:3-4

Alabado sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, Padre de misericordias y Dios de toda consolación; Quien nos da consuelo en todos nuestros problemas, para que podamos consolar a otros que están en problemas, mediante el consuelo con el que nosotros mismos somos consolados por Dios.

1 Tesalonicenses 2: 11-12

Porque sabéis que tratamos con cada uno de vosotros como un padre trata con sus propios hijos, animándoos, consolando e instándoos a vivir una vida digna de Dios, que os llama a su reino y gloria.

1 Tesalonicenses 5:11

Entonces, sigan consolándose y fortaleciéndose unos a otros, como lo han estado haciendo.

1 Timoteo 6:12

Pelea la buena batalla de la fe. Aférrate a la vida eterna a la que fuiste llamado cuando hiciste tu buena confesión en presencia de muchos testigos.

2 Timoteo 4:17

Pero el Señor estuvo a mi lado y me dio fuerzas para que a través de mí se proclamara plenamente el mensaje y lo oyeran todos los gentiles.

Filipenses 1: 6

Confiando en esto, que el que comenzó en vosotros una buena obra la llevará a cabo hasta el día de Cristo Jesús.

Filipenses 4: 6

No se preocupen por nada, pero en todo, por medio de la oración y la súplica con acción de gracias, den a conocer sus peticiones a Dios. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará sus corazones y sus mentes en Cristo Jesús.

Filipenses 4: 7

Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará sus corazones y sus mentes en Cristo Jesús.

Filipenses 4:19

Y mi Dios les dará todo lo que necesiten de las riquezas de su gloria en Cristo Jesús.

1 Pedro 5: 7

Poniendo todos tus problemas sobre él, porque él te cuida.

1 Pedro 5: 7

Poniendo todos tus problemas sobre él, porque él te cuida.

Deuteronomio 31: 6

Esfuérzate y anímate, y no les temas, porque el Señor tu Dios es el que va contigo; no te quitará su ayuda.

Deuteronomio 31: 8

Es el Señor quien va delante de ti. El estará contigo; no te fallará ni te desamparará. No temas ni desmayes.

Deuteronomio 33:27

El Dios eterno es tu refugio, y debajo están los brazos eternos.

Nahum 1: 7

El Señor es bueno, lugar fuerte en el día de la angustia; y conoce a los que lo toman como refugio seguro.

Romanos 8:28

Y somos conscientes de que todas las cosas les ayudan a bien a aquellos que aman a Dios y han sido marcados por su propósito.

Romanos 8:31

¿Qué podemos decir sobre estas cosas? Si Dios está por nosotros, ¿quién contra nosotros?

Romanos 8: 38-39

Porque estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni los ángeles, ni los gobernantes, ni las cosas presentes, ni las cosas por venir, ni los poderes, ni las cosas de las alturas, ni las cosas debajo de la tierra, ni ninguna cosa hecha, podrán interviene entre nosotros y el amor de Dios que es en Cristo Jesús Señor nuestro.

Romanos 15:13

Ahora que el Dios de la esperanza los llene de gozo y paz por medio de la fe, para que toda esperanza sea suya en el poder del Espíritu Santo.

1 Corinthians 15:58

Por eso, mis queridos hermanos, sean fuertes en su propósito y no se muevan, entregándose siempre a la obra del Señor, porque están seguros de que su obra no es sin efecto en el Señor.

2 Corinthians 4:16-18

Por lo cual no cedemos al cansancio; pero aunque nuestro hombre exterior se debilita, nuestro hombre interior se renueva día tras día. Porque nuestro problema presente, que es sólo por un corto tiempo, nos está produciendo un peso de gloria mucho mayor; Sin embargo, nuestra mente no está en las cosas que se ven, sino en las que no se ven; porque las cosas que se ven son para un tiempo; pero las cosas que no se ven son eternas.

Efesios 3: 1721

Para que Cristo tenga su lugar en vuestros corazones por medio de la fe; y que tú, arraigado y fundado en el amor, tengas fuerza para ver con todos los santos cuán ancho, largo, alto y profundo es, y para tener conocimiento del amor de Cristo que está fuera de todo conocimiento, para que puedas sea ​​completo como Dios mismo es completo. Ahora, al que puede hacer en toda medida más que todos nuestros deseos o pensamientos, por el poder que obra en nosotros, a él sea la gloria en la iglesia y en Cristo Jesús por todas las generaciones por los siglos de los siglos. Que así sea.

Lee mas: Versículos bíblicos inspiradores sobre la fuerza

1 Pedro 2: 9-10

Pero ustedes son un pueblo especial, una nación santa, sacerdotes y reyes, un pueblo entregado completamente a Dios, para que puedan aclarar las virtudes de Aquel que los sacó de las tinieblas a la luz del cielo. En el pasado no eras un pueblo, pero ahora eres el pueblo de Dios; entonces no hubo misericordia para ti, pero ahora se te ha dado misericordia.

Santiago 1: 2-4

Hermanos míos, sea todo gozo para ustedes cuando se sometan a pruebas de todo tipo; Porque tienes el conocimiento de que la prueba de tu fe te da el poder de seguir adelante con esperanza; Pero deja que este poder tenga todo su efecto, para que puedas estar completo, sin necesidad de nada.

1 Juan 3: 1-3

Mira el gran amor que nos ha dado el Padre al nombrarnos hijos de Dios; y así somos. Por eso el mundo no ve quiénes somos nosotros, porque no vio quién era él. Amados míos, ahora somos hijos de Dios, y en este momento no está claro lo que vamos a ser. Estamos seguros de que en su revelación seremos como él; porque lo veremos como es. Y todo el que tiene esta esperanza en él se santifica a sí mismo, como él también es santo.

1 Juan 3:22

Y él nos da todas nuestras peticiones, porque guardamos sus leyes y hacemos las cosas que son agradables a sus ojos.

1 Juan 4: 4

Ustedes, queridos hijos, son de Dios y los han vencido, porque mayor es el que está en ustedes que el que está en el mundo.

diferencia entre chorizo ​​mexicano y español

Éxodo 15: 2

El Señor es mi fuerza y ​​mi gran ayuda, él ha sido mi salvación: él es mi Dios y le daré alabanza; el Dios de mi padre y yo le daré gloria.

1 Crónicas 29:12

De ti proceden la riqueza y la honra, y tú eres el soberano de todo, y en tu mano está el poder y la fuerza; está en tu poder engrandecer y fortalecer a todos.

1 Crónicas 16:11

Mira al SEÑOR y su fuerza; busca su rostro siempre.

Nehemías 8:10

Entonces les dijo: Vayan ahora, y tomen la grosura para su comida y el dulce para su bebida, y envíen a aquel para quien nada está preparado; porque este día es santo para nuestro Señor; dolor en sus corazones; porque el gozo del Señor es tu fortaleza.

Habacuc 3:19

El Señor Dios es mi fuerza, y hace mis pies como pies de corzo, guiándome por mis lugares altos. Para el principal compositor de instrumentos de cuerda.

Mateo 6:34

Entonces no te preocupes por el mañana: el mañana se cuidará solo. Tómate la molestia del día cuando llegue.

San Mateo 19:26

Y Jesús, mirándolos, dijo: Con los hombres esto no es posible; pero para Dios todo es posible.

San Marcos 12:30

Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y ​​con toda tu mente, y con todas tus fuerzas.

Hechos 1: 8

Pero tendrás poder, cuando el Espíritu Santo haya venido sobre ti; y seréis mis testigos en Jerusalén, en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra.

2 Corinthians 4:16

Por lo cual no cedemos al cansancio; pero aunque nuestro hombre exterior se debilita, nuestro hombre interior se renueva día tras día.

2 Corinthians 5:7

Porque vivimos por fe, no por vista.

2 Corinthians 12:9-10

Y me dijo: Bástate mi gracia, porque mi poder se completa en lo débil. Entonces, con mucho gusto me enorgulleceré de mi débil cuerpo, para que el poder de Cristo esté sobre mí. Así que me complazco en ser débil, en palabras desagradables, en necesidades, en ataques crueles, en problemas, a causa de Cristo: porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.

Efesios 3:16

Que en la riqueza de su gloria los fortalecerá con poder por medio de su Espíritu en sus corazones;

Efesios 6:10

Por último, sé fuerte en el Señor y en la fuerza de su poder.

Filipenses 4:13

Todo lo puedo por medio del que me fortalece.

2 Timoteo 1: 7

Porque Dios no nos dio un espíritu de temor, sino de poder, de amor y de dominio propio.

2 tesalonicenses 3: 3

Pero el Señor es fiel. Él te establecerá y te protegerá del maligno.

Salmo 23: 4

Aunque ande en valle de sombra de muerte, no temeré mal alguno, porque tú estás conmigo; tu vara y tu cayado me infundirán aliento.

Mateo 6:33

Pero busca primero el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas te serán añadidas.

1 Pedro 4:11

Quien habla, como quien habla oráculos de Dios; el que sirve, como aquel que sirve con la fuerza que Dios da, para que en todo Dios sea glorificado por medio de Jesucristo. A él pertenecen la gloria y el dominio por los siglos de los siglos. Amén.

Juan 16:33

Les he dicho estas cosas para que en mí tengan paz. En el mundo usted tendra tribulacion. Pero anímate; He vencido al mundo.

Salmo 29:11

¡Que el Señor dé fuerza a su pueblo! Que el Señor bendiga a su pueblo con paz.

Los cristianos fieles han encontrado gran ayuda en las inspiradoras escrituras de la Biblia. Han encontrado gran fuerza y ​​sabiduría sobre cómo comportarse en este mundo a partir de estas palabras de Dios.

Puede leer más versículos de la Biblia aquí. ¿Tiene algún versículo bíblico alentador o escritura inspiradora favorita? Por favor, comparta con nosotros.